Ana María Matute, Premio Nacional de las Letras Españolas

Recientemente se ha concedido el Premio Nacional de las Letras Españolas –cuya finalidad es econocer la calidad y relevancia de la obra literaria, en cualquiera de las lenguas oficiales de España, de un autor nacional, teniendo en cuenta toda su carrera, lo concede el Ministerio de Cultura y tiene una dotación de 30.000 euros— cuya ganadora, en esta ocasión, ha sido la catalana Ana María Matute.

Como dato curioso, se puede destacar que es la tercera mujer que ha recibido este galardón, junto a Rosa Chacel, que lo recibió en 1987, y Carmen Martín Gaite, en 1995; y además, desde 1996 es una de las pocas mujeres que ha llegado a ocupar un puesto entre los miembros de la Real Academia Española en sus tres siglos de vida, donde ocupa el sillón «K», que antes pertenecía precisamente a otra mujer, Carmen Conde Abellán.

Ana Mar�a MatuteEn el contenido de su obra, cabe destacar la honda impresión que dejó marcada en su memoria la Guerra Civil, que comenzó cuando ella era solo una niña de tan solo diez años, razón por la que es posible que en muchas de sus novelas quepa destacar la bien conseguida mirada de protagonistas infantiles o juveniles, lo que consigue un efecto de distanciamiento entre realidad y sentimiento.

Esta autora cuenta, además, con los premios Café Gijón, por su Fiesta al Noroeste (1952), el Planeta por Pequeño teatro (1954), el de la Crítica por En esta tierra (1958), el Nacional de Literatura por Los hijos muertos (1959), el Premio Nadal por Primera memoria (1959) –además, con su primera novela publicada, Los Abel (1948) ya había conseguido ser finalista de este mismo premio–, y el Fastenrath de 1964 por Los soldados lloran de noche (1963), el Lazarillo por El polizón del Ulises (1965) y el Nacional de literatura infantil y juvenil por Solo un pie descalzo (1984), a los que ahora se suma este importante reconocimiento. Además, estuvo nominada como posible Nobel de Literatura en 1996, que finalmente ganó la «poeta» polaca Wislawa Szymborska.

El jurado estuvo presidido por Rogelio Blanco, director general del Libro, y contó con la participación de Mónica Fernández como vicepresidenta, y como miembros a Juan Luis Cebrián, Xosé Ramón Barreiro, Aurelia Arkotxa, Carles Miralles, Antonio Hernández, Luis Alberto de Cuenca, José Antonio Pascual, Laura Freixas, Clara Sánchez, Manuel Longares y el galardonado el pasado año, Raúl Guerra.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...