Läckberg preocupada por el crecimiento del nacionalsocialismo en Europa

Así lo ha demostrado la escritora sueca Camilla Läckberg utilizando el tema en su octavo libro “La mirada de los ángeles” que verá la luz en nuestro idioma en 2014.

portada camila lackberg

La escritora sueca criticó duramente a quienes votan al partido nacionalista en su país en el que obtiene cerca del 8% de votos.

Läckberg, se encuentra por primera vez en México haciendo promoción de sus obras que comenzaron con “Las princesas del hielo” y que en una década van ya por la octava publicación y camino de terminar la novena.

En esta historia protagonizada por una pareja formada por una escritora (Erika Falk) y un detective (Patrik Hedström) residentes de Fjällbacka una pequeña población de pescadores del siglo XVII, se centra en el tema del nacionalismo, algo que asegura que “le asusta” y le da una importancia al partido nacionalista sueco contra el que ha arremetido por su retórica y sus políticas de inmigración.

También advierte que la gente, cuando pierde su trabajo busca culpables y casi siempre es la inmigración la que acaba cargando con la culpa, además, asegura, que en un mundo global cerrar las fronteras es ridículo e ineficaz. Esto es algo que no ocurre sólo en Suecia, Dinamarca y Francia también le preocupan a la escritora que asegura que estas tendencias se conectan directamente con la crisis.

Pero el nacionalismo y la intransigencia no es lo único que le preocupa a esta escritora, también la violencia de género en Suecia y otros conflictos sociales que de cara al exterior no se ven, algo que sorprende bastante a Läckberg, ya que opina que pese a estar mejor que en la mayoría de países, no son el modelo a seguir ya que no es el perfecto.

Y volviendo al tema literario, la explicación que le da la escritora al creciente consumo de novela negra procedente de los países escandinavos es que éstos despiertan una curiosidad en los lectores de fuera que con estos relatos “son capaces de sentir la capacidad de mirar desde una cortina a la Suecia real” y encontrar conflictos sociales verdaderamente sórdidos en ambientes hostiles.

También la escritora admite que el género policíaco se alimenta en gran medida de la exploración de la disonancia y los problemas reales y en las novelas policíacas se acumulan muchos problemas” lo que ayuda a potenciar su atractivo en los lectores.

De todo esto ha hablado la escritora en México, además narraba su particular visión de cómo se empezó a apasionar por la literatura asegurando que ella era la típica niña de anteojos gruesos que pasaba las tardes leyendo en su cuarto, de modo que siempre fue una apasionada de los libros, pasión que se vio reforzada por la amplia colección de libros de su padre que, según ella, siempre leía dos libros al mismo tiempo. Cuando su padre murió ella tan sólo tenía 19 años, pero para entonces la huella que había hecho en ella ya era imborrable, por ello siempre le recuerda al escribir, algo que sin duda, motiva a esta escritora sueca.

Él falleció cuando Camilla tenía 19 años y su memoria es tan imborrable, tan asociada a la literatura, que la escritora no puede dejar de recordarle cuando escribe. “Pienso mucho en él porque cada libro que publico me pregunto cómo pudo haberse perdido esto. Los autores eran sus dioses. Él habría estado tan orgulloso de mí por haberme convertido en una escritora“, afirma.

Imagen: Wikimedia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...