‘Redshirts’, de John Scalzi

Una hilarante parodia de ‘Star Trek’ en la que nada es lo que parece a cargo del autor de la saga ‘La vieja guardia’.

Scalzi

La ciencia ficción es un género narrativo serio. Pero muchos autores se han sentido tentados a combinarla con el humor y los resultados, a veces, son excelentes. Quizá los pioneros en mezclarlos hayan sido los norteamericanos Henry Kuttner, con su serie ‘Gallegher’ sobre un inventor amigo de la bebida y su narcisista robot, y Arthur K. Barnes, quien solía colaborar con el anterior.

Una línea parecida es la que sigue John Scalzi (California, 1969), famoso por su saga de aventuras espaciales titulada ‘La vieja Guardia’ y del que ahora Minotauro publica en España ‘Redshirts’, avalada por la reciente obtención del Premio Hugo a la Mejor Novela, uno de los más prestigiosos galardones que se entregan en el mundo de la ciencia ficción.

Scalzi ha sido crítico de cine y de videojuegos, además de escribir ensayos. Actualmente, preside la Asociación de Escritores de Fantasía y Ciencia Ficción de Estados Unidos. Como decíamos, sus relatos se caracterizan por combinar este género con lo humorístico. Valga como muestra su novela ‘El agente de las estrellas’, cuyo protagonista es Thomas Stein, un prometedor representante de artistas que recibe un encargo harto complicado: los yherajk, una raza alienígena recién llegada a la Tierra para entablar amistad con los humanos le contrata para que les ayude a darse a conocer entre éstos. No es difícil imaginar la cantidad de situaciones descabelladas que ello propicia.

Por su parte, ‘Redshirts’ está protagonizada por el alférez Andrew Dhal, que acaba de ser destinado al Intrepid, una nave interestelar que, en cada viaje, ha perdido algún miembro de su tripulación caído en combate. Curiosamente, las víctimas siempre se producen entre los oficiales de más bajo rango. En consecuencia, la superstición ha cundido entre éstos, quienes temen que uno de ellos será el siguiente. Y es que el título –’Camisas rojas’- hace referencia precisamente a aquellos personajes secundarios que siempre morían en ‘Star Trek’, serie a la que trata de parodiar.

Sin embargo, la trama sigue unos pasos realmente sorprendentes pues resulta que lo que el joven alférez y sus compañeros están viviendo no es tan real como ellos creían. Scalzi hace en esta obra, en consecuencia, un ejercicio de metaficción, al incluir una historia dentro de otra. No obstante, la novela se lee fácilmente y nos ofrece figuras verdaderamente cómicas como el teniente Kerensky, un ruso lujurioso y que posee una extraña facilidad para infectarse con todo tipo de virus de los que se cura rápidamente.

Vía: Planeta de Libros.

Foto: Tim Adamec.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...