Pieles negras, máscaras blancas de Franz Fanon

Franz Fanon, autor de obras como Los condenados de la tierra o Sociología de una revolución, escribió Pieles negras, máscaras blancas como una crítica al colonialismo en América. Las estructuras sociales creadas en América Latina estuvieron enfocadas hacia una deculturación de la población negra proveniente de África, lo cual explica el comportamiento de la sociedad afroamericana en el siglo XX, con una tendencia mayor a acercarse a la sociedad europea que a su pasado africano.

Franz Fanon (Martinica, 1925-1961) fue un intelectual cuyos principales textos versaron sobre el papel del negro en la sociedad americana. Sus pensamientos influyeron directamente en movimientos sociales como el feminismo, el anticolonialismo o la teología de la Liberación. Entre sus obras destacan Los condenados de la tierra o Sociología de una revolución. Sin embargo, aquí trataré otra de gran importancia para comprender los principales problemas de la sociedad afroamericana en el siglo XX, Pieles negras, máscaras blancas (1952). Lo que trata Fanon en su libro me recuerda inevitablemente a la postura que adoptó Michael Jackson a la hora de cambiar de tez de piel. ¿Por qué los negros se quieren parecer a los blancos? Aunque esto no siempre es así, podríamos decir que es un buen punto de partida para comprender algunos de los problemas que vivió la sociedad afroamericana en el siglo XX y que todavía siguen latentes hoy en día.

Franz Fanon

Tras la independencia de los territorios americanos de sus respectivas metrópolis, la sociedad afroamericana prefería acercarse más a los valores de la sociedad europea que a los valores africanos, lo que puede ser explicado como una estrategia de supervivencia del negro libre, sin tierras ni herramientas, en una sociedad dominada por criollos blancos. Esta huida de lo ‘negro’ hacia lo ‘blanco’ se entiende como parte del proceso de ‘deculturación’, es decir, por la pérdida de elementos de la propia cultura que sufrió la población negra en la América colonial y que fue utilizado como una “herramienta hegemónica de explotación económica”. En este contexto, cobró importancia las reflexiones realizadas a mediados del siglo XX por Frantz Fanon acerca del ‘blanqueamiento‘ de la cultura afroamericana

En Pieles negras, máscaras blancas, Fanon denuncia la adopción por parte de la población negra de valores de los opresores blancos. Según sus escritos, los subyugados tratan de superar su condición de oprimidos, adoptando los valores de sus subyugadores y absorbiendo, a su vez, normas discriminatorias y racistas. De esta forma, al aceptar la mentalidad del opresor, se están relegando ellos mismos a una situación de inferioridad y deshumanización. Antes que Fanon, Jorge Artel ya había mostrado su oposición ante una adopción de valores europeos por parte de la población afroamericana. Su literatura reivindica la identidad del negro, sus raíces históricas en África e inicia la reclamación de derechos socioeconómicos y políticos.

En definitiva, el colonialismo convirtió a la población negra en un objeto manipulable, eliminando la “tensión interior inevitable en los hombres poseídos por una inteligencia crítica, mediante la negación de su habilidad y derecho de cuestionar”, cosa que condicionó su papel futuro en la sociedad.

Foto: Guebara en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...