Apenas el 5% de las ventas de libros son en formato electrónico

Las venta de libros en formato electrónico continúan estancadas en España

Apenas el 5% de las ventas de libros son en formato electrónico

En pleno Siglo XXI, a pesar del auge de las nuevas tecnologías, parece que el libro en formato electrónico no termina de asentarse en la sociedad. Lo cierto es hace apenas una década, editores y gurús se imaginaban un futuro sin libros de papel. Pero parece que esta profecía está muy lejos de cumplirse. Y es que los usuarios siguen queriendo el libro de papel. Pero, ¿cuál es la razón?

La situación del sector de las librerías

El pasado año 2018 el 95% de los libros que se vendieron fue en papel, mientras que los libro e formato electrónico apenas supusieron el 5% de las ventas. Estos son datos del Comercio Interior del Libro en España 2018. En 2018 la facturación global del sector fue de 2.363,90 millones de euros, un 1,9% más que en 2017.

El libro electrónico solo aportó 118,89 millones en términos absolutos, un 0,1% menos que en 2017. Por lo tanto, del mismo modo que ocurre en otro países europeos, la venta de este tipo de libros continúa estancada en España. 

En España hay unas 3.500 librerías, muchas de las cuales pertenecen a grandes cadenas, aunque la gran mayoría de ellas tienen una facturación anual que no superan los 90.000 euros. Pablo Bonet, secretario del Gremio de Librerías de Madrid, explica que la tendencia que ven en los últimos años es una librería de menor tamaño, que se basa en las recomendaciones y está situada en zonas estratégicas. Además, defiende que las librerías se enfocan en la cercanía y la confianza. 

¿Por qué no triunfan los libros en formato electrónico?

Miguel Miranda, quien regenta la librería que abrió hace décadas su abuelo, explica que no tiene nada que ver la experiencia de leer un libro y tocarlo, pasando sus páginas y sintiendo su olor, que simplemente leerlo en una pantalla. Además, añade que a las personas nos gusta husmear y tocar, así que es lógico que la gran mayoría de personas sigan apostando por lo libros en papel.

Por su parte, Laura Riñón, autora de la novela «Amapolas en octubre» y propietaria de una librería del mismo nombre en el madrileño barrio de Chueca, señala que la literatura es verdad, es algo que las personas tocan y sienten. Por su parte, Nueves Cuevas, de la tienda Pérez-Galdós, argumenta que pasar una página de un libro es un verdadero placer, que genera una serie de sentimientos que jamás podrá ofrecer un dispositivo electrónico.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...