La transexualidad es ya parte de la lectura infantil

La literatura moderna ya incluye entre sus historias temas tan actuales como la transexualidad. Más detalles aquí.

La literatura infantil ahora incluye la transexualidad

En Estados Unidos se desató una polémica inmensa por un libro cuyo personaje principal es un niño transgénero. En el estado de Oregón, una comunicad de padres estaba de acuerdo con la implementación de este tipo de literatura en las clases de sus hijos, mientras que otra no lo estaba. 

Caso contrario ha ocurrido en el otro lado del mundo. Diversos editores de libros infantiles y juveniles de España coinciden en que no ha habido ningún problema en la comercialización de este tipo de literatura y que la receptividad ha sido realmente buena. Cabe destacar que, incluso, el público se ha incrementado considerablemente.

Luis Amavisca, editor y fundador de la editorial para niños Nube Ocho, dice que últimamente ha publicado obras juveniles sobre personajes transgéneros y homosexuales y su experiencia ha sido grata y positiva. Pero comenta que, naturalmente, siempre existirá un público que criticará y juzgará este tipo de contenido. Sin embargo, alude que este sector es cada vez menor.

Este cuerpo no es mío

Amavisca indica que cuando se escriben historias sobre personajes que son representados por animales, la receptividad aumenta y las críticas son bajas. Esto como una estrategia para adentrar estos temas a la sociedad.

Es el caso, de “Ni guau ni miau”, que trata la historia de un perro que no se sentía como tal sino como un felino, un gato.

Así como “Ahora me llamo Luisa”, una historia donde el protagonista es un osito de peluche que se siente una osita. Otras obras que están en la palestra actualmente y con gran popularidad son “Niñas y niños”, de la editorial Litera, donde se busca explicar que no existen cosas que representen a un género en particular. Y “Con tango son tres”, la historia de dos pingüinos machos que cuidan de uno bebe, se trata de un cuento para niños de 4 a 7 años.

Gema Sirvent, del sello Libre Albedrío, comenta que los escritores y editores no poseen los miedos que pudiesen sentir hace unos años atrás. Ahora, señala, se escribe sobre la realidad circundante y esta es moderna y sin tabús.

Libros demandados

Alejandra Camacho, de la librería El Dragón Lector explica que existe una demanda muy grande en cuanto a obras cuyos personajes sean de orientación homosexual. En especial, historias que aborden las familias con dos papás o con dos mamás. Cita como ejemplo un álbum ilustrado para niños de 4 años que tienen en la librería titulado “Mi padre es un payaso”, extremadamente popular entre los lectores.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...