‘Un hombre sin aliento’, de Philip Kerr

Una nueva entrega de las andanzas del investigador Bernie Gunther, esta vez enfrentado a una serie de crímenes de guerra en tierras ucranianas.

Reichstag de Berlín

Si dos de lo géneros narrativos más apreciados por los lectores son la novela policíaca y la histórica, nada mejor que unirlos para tener éxito. Eso debió pensar Philip Kerr (Edimburgo, 1956) cuando iniciaba su carrera literaria y a fe que no se equivocó. Porque su serie sobre el investigador Bernie Gunther (un detective en el Berlín nazi) se ha convertido en un auténtico fenómeno de ventas y lo ha encumbrado al Olimpo de los autores del género negro.

Por otra parte, no deja de resultar sorprendente su elección. Los grandes autores de narrativa policíaca solían ambientar sus historias en ciudades y épocas que conocían bien (por ejemplo, Raymond Chandler situaba a su Phillip Marlowe en Los Ángeles, ciudad donde se había instalado en 1913). Sin embargo, Kerr, un escocés, ambienta sus relatos en el Berlín de los años cuarenta.

En cualquier caso, sin duda acertó con su idea y Gunther se ha convertido ya en uno de los personajes de referencia de la novela negra. Tras haber publicado varias narraciones protagonizadas por él, conocemos abundantes datos de su biografía. Veterano de la Primera Guerra Mundial y viudo desde 1922, ese mismo año entró en la “Reichskriminal Polizei”. Pero, tras alcanzar el grado de inspector, abandonó el cuerpo en 1933 por discrepar de las purgas realizadas por Goering. Después de unos años como detective privado, recibe la orden de volver a la policía para investigar una serie de asesinatos cuyas víctimas eran muchachas arias.

Finalmente y sin haber militado jamás en el Partido Nacionalsocialista, se ve incluido en las SS y enviado a Ucrania para exterminar a civiles judíos. Al descubrirlo, pide el traslado al frente pero es enviado a la Oficina de Crímenes de Guerra, en Berlín. Es justamente en esa época cuando lo encontramos en ‘Un hombre sin aliento’.

En pleno retroceso de las fuerzas germanas tras la derrota de Stalingrado, llegan noticias del hallazgo de una gigantesca fosa común en Smolensko y, al poco, comienzan a aparecer cadáveres en el bosque de katyn. Según parece, se trata de oficiales polacos asesinados por los soviéticos. De confirmarse esos crímenes de guerra cometidos por los rusos, resultaría una excelente propaganda bélica para Berlín y Gunther tendrá que investigarlo. ‘Un hombre sin aliento’ es una magnífica novela, puro género negro aunque en un lugar muy distinto de la soleada California, y Kerr sabe plantearnos complejos dilemas morales. Sin embargo y a pesar de todo, no falta en ella un cierto humor irónico.

Vía: Web dedicada al escritor.

Foto: André Zehetbauer.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...