Wilt, de Tom Sharpe

Wilt es un tipo de lo más normal que vive amargado por su esposa. A veces sueña con matarla, sin embargo no cuenta con el valor para hacerlo. Cuando su mujer desaparezca en extrañas circunstancias la policía le detendrá como el único sospechoso. Una hilarante historia a manos del escritor británico Tom Sharpe, que nos narra con cinismo y humor las miserias del ser humano.

Ilustración de la portada del libro

Wilt es un tipo aburrido y ordinario, y él mismo se empeña en no cambiar este hecho. Es más, Wilt es un amargado que lo único que desea es vivir sin que le molesten. Sin embargo Wilt sabe que está casado con una mujer a la que odia, la hiperactiva Eva, por lo que eso nunca será posible. Por lo tanto, Wilt es un ser resignado a su suerte. Para tratar de sobrellevar el tedio de su vida, bebe cerveza y trata de ignorar en todo lo posible a su esposa. A veces, incluso sueña con matarla. Sin embargo, cuando unos nuevos y modernos vecinos lleguen al barrio residencial donde vive, las cosas nunca volverán a ser como antes.

Con un humor corrosivo y en ocasiones hasta incómodo, el escritor británico Tom Sharpe hace gala de un gran poder de atracción, vehiculizado a través de la sátira social, el ridículo y el delirio extremo. Con Wilt inicia el que será el primer libro de una saga consacrada a su malogrado profesor del Instituto Politécnico. Sharpe realiza una mordaz e incisiva crítica a través de sus novelas. En Wilt los temas sometidos a su escrutinio son el sistema educativo, el matrimonio, la burocracia, la justicia y el esnobismo. Como vemos, Tom Sharpe no deja títere con cabeza. Y es precisamente esa irreverencia llevada al extremo lo que hace que Wilt sea un libro de lectura obligada.

El mundo de Wilt está dominado por la estupidez absoluta, de la que él es un observador pasivo. No soporta a su mujer y, desde luego, no tolera las nuevas inquietudes esnobs que ésta intenta adoptar, tratando de imitar a su nueva y rica vecina. En una barbacoa vecinal que a Wilt se le antoja insoportable, la vecina intentará seducirlo por todos los medios. Con la mala suerte de que su negativa será transformada en un acto de aparente agresión sexual. A partir de este desafortunado hecho, la mala suerte de Wilt no hará más que aumentar. Eva desaparece de la faz de la tierra y a él le acusan de su asesinato. Wilt podría ser culpable, ganas de matarla no le faltan. Solo que casualmente no ha hecho nada.

Wilt, acosado sexualmente. Adaptación para el cine por Michael Tuchner

Una muñeca hinchable, un cura, un velero y un oficial de policía llamado Flint completan el marco histriónico en el que el autor nos situa. Wilt es uno de esos pocos libros que provocan la carcajada directa en el lector, y Tom Sharpe resulta de lo más adictivo. Su punto fuerte radica en su capacidad de construir universos hiperrealistas que, no obstante, están rodeados de un halo de inverosimilitud que viene directamente de la miseria humana. Tanta y tan junta, no es posible de asimilar. Sin embargo, Sharpe es capaz de hacer que la soportemos en un ejercicio de auténtico cinismo. Y nosotros lo hacemos con la mayor de las sonrisas. Un tipo retorcido, este Sharpe.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...