La catedral del mar, de Ildefonso Falcones de Sierra

Es en el año 2006 cuando se publica la novela “La catedral del mar” del escritor español Ildefonso Falcones de Sierra, novela con la cuál consiguió hacerse reconocido en el campo literario alcanzando los primeros puestos en las listas de ventas, lugar que mantendría luego con su segunda obra, titulada “La mano de Fátima”.

La catedral del mar

Ildefonso Falcones de Sierra es abogado de profesión, pero encontró en la literatura una pasión en la que combina su amor por las palabras junto con su admiración por la historia. Su novela consiguió ser la más vendida en el año 2007, consiguiendo que posteriormente se realizaran varias ediciones especiales de su trabajo.

La novela nos ubica en el siglo XIV en la ciudad de Barcelona, cuando se encuentra en su mejor momento, expandiendose por ejemplo hacia la Ribera, el humilde barrio que pertenece a los pescadores y cuyos habitantes deciden construir, haciendo uso del dinero propio y del esfuerzo de varios, lo que se conocería como el mayor templo marino que se haya construido jamás, el Santa María de la Mar.

La construcción es la paralela a la historia de Arnau, un siervo de la tierra que encuentra en huir su única forma de liberarse de los abusos de su señor feudal, y es en Barcelona donde encuentra refugio, se convierte en ciudadano, y por ende en un hombre libre por completo. Arnau es muy trabajador y sabe desempeñarse bien en trabajos de palafrenero, soldado, estibador y cambista, pasa sus días ocupado en en diferentes actividades siempre al amparo de la dicha catedral de la Mar, que el pensaba lo llevaría de la miseria de ser un fugitivo a llenarse de riqueza y pertenecer a la nobleza.

Ahora que vive una realidad privilegiada a fuerza de grandes esfuerzos igualmente se ve afectado por la envidia de sus pares, que desarrollan un plan para poner su vida en manos de la Inquisición, una traición que cambiará por completo la historia de Arnau que parecía tomar mejores rumbos. Se trata de una historia de lealtad, amor, traiciones y venganza en un mundo que está muy marcado por la intolerancia religiosa, la ambición y el poco respeto social, es un relato magnífico, realmente absorbente que pone de manifiesto la sórdida realidad de la época feudal.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...