José Luis Correa sostiene que la novela negra cubre el vacío dejado por la novela realista

El novelista José Luis Correa ha hecho interesantes opiniones sobre la novela negra, trazando paralelismos con su mítico personaje Ricardo Blanco.

Novelas negras

José Luis Correa, reconocido novelista, profesor e investigador literario, indica que “la novela negra está cubriendo el vacío dejado por la novela realista o la narrativa social” y recuerda que “la novela negra no puede existir sin el espacio, sin la ciudad, sin el puerto, sin el terreno que pisas y, al final, es lo mismo estar en Nueva York, en Estocolmo o en Las Palmas de Gran Canaria”, haciendo alusión a su famoso protagonista, Ricardo Blanco, que aporta el género negro la perspectiva de la insularidad canaria.

Aparte de su particularidad geográfica, Blanco es un detective poco convencional, ya que el autor nunca quiso “imprimirle un carácter pendenciero, borracho; es irónico y es detective como podría haber sido vendedor de ropa interior”. Asimismo, el autor explica que “no es un policía, es un detective”, porque en la primera novela que protagonizó intento rendir “un homenaje a los detectives americanos de las películas”.

Una característica complicada en España, ya que los detectives no pueden tratar delitos. Por eso, Blanco cuenta con su álter ego, el inspector Álvarez, que le proporciona los casos.

Desde la aparición de este mítico personaje en el año 2000, Blanco ha evolucionadodesde un mujeriego al que le daban palizas a una persona más serena, que contempla la vida de otra forma, es más reflexivo, un poco como me ha pasado a mí mismo, hasta el punto de que ya no sabes si el personaje evoluciona contigo o tú evolucionas con él”. El autor no tiene pensado iniciar una nueva serie, pero tal vez se anime a hacer alguna novela en la que el policía Álvarez tenga más protagonismo, una especie de “spin-off”.

Correa es un apasionado del género negro, que “ha venido a ocupar varios espacios: el de la novela realista, de la novela social, de denuncia, de pensamiento, es decir, está tocando todos los temas que preocupan al ser humano”. Con la novela negra uno es capaz de replantear cualquier asunto, desde la crisis a la inmigración, el maltrato de género, los robos, las mafias o la corrupción política: “la crisis de valores que sufrimos actualmente se refleja mejor en este género que en otros”.

Respecto a la novela negra nórdica, que ha alcanzado un gran éxito en los últimos tiempos, el escritor deja entrever cierta ironía: “Parece mentira que todos esos países eran el paraíso y ahora se convierten a través de la literatura en el mismo desastre que el sur de Europa que habían descrito Márkaris, Camilleri, Fred Vargas, Vázquez Montalbán o Juan Madrid”.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...