Lydia Davis se alza con el Premio Man Booker International

Destinado a reconocer toda la carrera literaria de un escritor, hasta ahora había sido ganado por autores de la talla de Ismail Kadaré, Chinua Achebe, Alice Munro o Philip Roth.

Museo Victoria y Alberto de Londres
A diferencia de otros galardones que reconocen un libro en concreto, el Man Booker International está destinado a premiar una trayectoria literaria en su conjunto y, más concretamente, la «creatividad continua, el desarrollo de cada autor y su contribución general a la ficción en el escenario mundial». Por ello, es uno de los reconocimientos más importantes del mundo de las letras. Además, está dotado con sesenta mil libras, que no es poco premio.

Desde que fue instituido en 2005 con carácter bianual, ha sido obtenido por Ismail Kadaré, Chinua Achebe, Alice Munro y Philip Roth, todos ellos con una trayectoria más que acreditada en el universo literario. Y ahora se ha dado a conocer la ganadora de la edición correspondiente a 2013.

Se trata de la norteamericana Lydia Davis (Northampton, Massachussets, 1947), profesora de creación literaria de la Universidad de Albany, traductora al inglés de las obras de Flaubert, Proust o Michel Foucault y autora ella misma de varias colecciones de relatos breves. Precisamente, Davis publicó su primer volumen de cuentos, ‘The thirteenth woman and other stories’, en 1976 cuando estaba casada con el novelista Paul Auster. Tras ella, vendrían ‘Break it down’ o ‘Varieties of disturbance’, ninguna traducida al español. No obstante, sí lo fue su recopilación de relatos ‘Las historias completas de Lydia Davis’, en 2009.

Todas ellas responden a un estilo minimalista que concede importancia a la imaginación y destacan por su brevedad y cuidada construcción. Además, Davis ha escrito una novela titulada ‘The end of the story’. El fallo del jurado fue dado a conocer durante una gala celebrada en el londinense Museo Victoria y Alberto. Para su decisión, hubo de descartar a otros nueve seleccionados pertenecientes a otros tantos países.

Entre ellos, se hallaban el israelí Aharon Appelfeld, que escribe en hebreo pese a tratarse de una lengua que aprendió de forma autodidacta; el indio Udupi R. Ananthamurthy, una de las grande figuras de la literatura en idioma canarés, hablado por más de cuarenta millones de personas en el sur de la India; el paquistaní Intizar Husain; el suizo Peter Stamm; el chino Yan Lianke; la francesa Marie NDiaye; el ruso Vladimir Sorokin; la norteamericana Marylinne Robinson y el canadiense de raíces croatas Josip Novakovich. Por su parte, Lydia Davis, aunque -como decíamos- es poco conocida en España, cuenta con amplio reconocimiento en Estados Unidos, donde se la considera «uno de los gigantes silenciosos de la ficción norteamericana» y ha sido alabada, entre otros, por Joyce Carol Oates y Jonathan Franzen.

Fuente: ‘El País’.

Foto: Heather Cowper.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...