Andrés Ibáñez nos ofrece ahora una fábula moderna

‘La duquesa ciervo’, su última novela, nos lleva a un mundo fantástico que guarda muchas similitudes con el actual, sobre todo en lo negativo.

duquesa

Si entendemos la fábula como una composición literaria cuyos personajes son animales y que tiene intención de enseñar un mensaje ético o moral, difícilmente hallaremos este género en las letras modernas. No obstante, si adaptamos esta definición clásica de fábula y decimos que puede considerarse como tal cualquier obra protagonizada por criaturas fantásticas, aunque revestidas de características humanas, y con finalidad de despertar nuestras conciencias, podemos encontrar muchos ejemplos hoy.

Uno de ellos es la nueva novela de Andrés Ibáñez (Madrid, 1961), que, con el título de ‘La duquesa ciervo’, acaba de publicar el sello Galaxia Gutenberg. Porque el mundo fantástico imaginado para esa narración se parece demasiado al nuestro, a poco que leamos con atención. De hecho, además, el propio autor señala que la obra es una invitación a sublevarse contra el Sistema que nos esclaviza.

Y es que, en Ibáñez, encontramos a un auténtico “indignado”. Ya mostraba su rebeldía en su novela más famosa, ‘Brilla, mar del Edén’, con la cual por cierto obtuvo el Premio Nacional de la Crítica. Inspirada en la serie de televisión ‘Perdidos’, la obra cuenta la peripecia de los pasajeros de un avión que se estrella en una isla aparentemente desierta. Allí, los supervivientes conforman una especie de microcosmos en el que habitan desde indios hasta españoles, desde timadores a millonarios, e incluso un escritor chileno que se llama, como el real, Roberto Bolaño. En palabras del propio Ibáñez, se trataba de un grito de indignación contra este mundo “lleno de desengaños” y en el cual “todo se ha desmoronado”.

Fruto de ese mismo malestar vital es ‘La duquesa ciervo’, aunque esta vez nos lleva a un mundo medieval plagado de fantasía donde conviven dragones, hombres-oso, hechiceros y otros personajes que parecen sacados de ‘El Señor de los Anillos’ (no en balde, la obra de Tolkien ha influido poderosamente en el autor madrileño). En ese universo imagunario, dos jóvenes que aprenden las artes de la magia llamados Hjalmar y Aliso (ésta última, hija del Rey Urban) tendrán que enfrentarse a un oscuro poder que amenaza al mundo.

Pese a su tono fantástico, al leer la novela no es difícil establecer paralelismos con el mundo de hoy, algo que el propio Ibáñez se ha encargado de resaltar: desde el Medievo con su estatismo social como espejo de las diferencias actuales entre ricos y pobres hasta los personajes que se rebelan contra quienes los subyugan (antes con la fuerza, ahora con las deudas). Así, ‘La duquesa ciervo’ puede leerse como una fábula del mundo actual con un claro mensaje.

Vía: ‘La Vanguardia’.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...