‘El secreto de la modelo extraviada’, vuelve el detective innombrado de Eduardo Mendoza

Desde su aparición en ‘El misterio de la cripta embrujada’, es la quinta aventura del personaje más loco del escritor barcelonés con permiso, claro está, de Gurb.

eduardo mendoza

En Literatura y a grandes rasgos, se conoce como «parodia» a la imitación satírica de un género, autor u obra. Seguramente el más grande ejemplo de ella sea el ‘Quijote’ de Miguel de Cervantes, que parodiaba los libros de caballerías, aunque por su riqueza literaria se haya convertido en uno de los mejores libros de todos los tiempos. Otra famosa muestra de ella en nuestras letras es ‘La venganza de don Mendo’, en la cual Pedro Muñoz Seca satirizaba el teatro grandilocuente del post-romanticismo.

Como ellos, Eduardo Mendoza (Barcelona, 1943) parodia la narrativa policíaca en las novelas protagonizadas por un personaje singular: el detective loco que ni siquiera tiene nombre y que vuelve en ‘El secreto de la modelo extraviada’ con una nueva aventura llena de comicidad.

Es la quinta entrega de las andanzas de este peculiar sabueso, un antiguo delincuente que ha vivido encerrado en un manicomio. Su aparición se produjo en ‘El misterio de la cripta embrujada’, allá por 1979, en la que se veía envuelto en una trama delictiva en las altas esferas de la sociedad. Mendoza lo retomaría en ‘El laberinto de las aceitunas’, donde la intriga gira en torno a un maletín repleto de dinero, y volvería a él con ‘La aventura del tocador de señoras’, en la que se convertía en sospechoso de robo y asesinato, y ‘El enredo de la bolsa y la vida’, donde tenía que encontrar a Rómulo «el Guapo», un antiguo compañero de encierro y se topaba con una conspiración internacional.

Esta vertiente más cómica de Eduardo Mendoza (dejando aparte ‘Sin noticias de Gurb’, protagonizada por un extraterrestre bastante estrafalario) llega ahora a su quinta entrega con ‘El secreto de la modelo extraviada’. En ésta, hallamos al detective empeñado en aclarar un turbio asunto del pasado en el cual estuvo involucrado: se le acusó del asesinato de una modelo. Por supuesto, era inocente pues -según nos dice- una mujer como aquella no prestaría atención a un hombre como él «ni asesinándola».

El caso es que había implicada gente poderosa que se libró inculpando a un tipo tan insignificante como él. Aunque finalmente salió bastante bien parado, ahora ha decidido retomar el asunto para aclararlo. Esta dualidad temporal entre el pasado y el presente, sirve a Mendoza para mostrarnos tanto la Barcelona de antes como la actual, mucho más moderna según el protagonista aunque -conocida la ironía del autor- quizá no sea para tanto. En cualquier caso, ‘El secreto de la modelo extraviada’ es una magnífica novela, parodia del género policíaco y llena de sentido del humor, en la que no falta la acostumbrada sátira social de Mendoza.

Vía: ‘Seix Barral’.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...