Historia del Cautivo de Cervantes, relato de romance y aventura

La Historia del Cautivo de Cervantes dentro del Quijote es muestra de la variedad de registros narrativos de este genial escritor en su más célebre novela. Este es un episodio de digresión donde el amor une dos culturas distintas, a pesar de la tensión existente entre moros y cristianos tomada como referente del relato.

Hablamos de un fragmento del Quijote

Hablamos de un fragmento del Quijote

El Quijote de Miguel de Cervantes es un libro lleno de relatos que se interrelacionan al juntar a personajes muy diversos, pero que entran como disgresiones a la línea de tiempo de las aventuras de Alonso Quijano y Sancho Panza. Uno de estos relatos es la historia del capitán español cautivo de los turcos que obtiene su libertad gracias al amor y dinero que le obsequia la bella Zoraida, muchacha hija de musulmán, pero que era cristiana gracias a los cuidados de su ama cautiva que a la fecha de su amor por el capitán ya era fallecida. La ama instruyó a Zoraida en el culto a Cristo y Lela Marien o nombre arábigo de la Vírgen María.

Zoraida es hija del rico moro Agimorato y con sus tesoros compra la libertad de varios cautivos incluso el capitán y un renegado del Islam que hacía de intérprete. Los rescatados compran una barca que en donde llevan a Zoraida y a Agimorato contra su voluntad. El moro se desespera cuando su hija le dice que es cristiana, por lo que la tripulación lo deja en Cava Rumia, un lugar que en árabe significaba ‘mala mujer cristiana’, pero a los cautivos les sirve de escala en su viaje. Luego son asaltados por corsarios franceses que dañan su barca pero les compensan con un bajel para que prosigan viaje a España, llegan a puerto español y un mozo reconoce a su tío, quien los lleva a Vélez Málaga.

El amor rescata al cautivo
Este relato ocurre en la narración del Quijote dentro de la venta de Maritornes, y logra conmover al auditorio, pues Zoraida piensa bautizarse para unirse en matrimonio cristiano con el capitán. Ella lo eligió porque era el único que le parecía caballero de los que estaban esclavos de Uchali Fertax, un turco que mataba a muchos de los presos sin motivo grave. La suerte de los europeos varones era peor que las de las mujeres que por ser blancas eran llevadas al rango de legítima esposa de sus amos, pues las estimaban más que a las de su nación, según el relato. La suerte del capitán es de redención, ya que Zoraida es la mujer más bella de la Berbería, y se actualiza el tópico de la belleza femenina como bien escaso y recompensa.

Este relato inserto en la novela tiene como referente la memoria histórica de la guerra contra los moros y el recelo que entre ellos y los cristianos había aún en época de Cervantes. Sin embargo hay relación comercial entre ambos grupos, pues cuando el capitán se entrevista con Agimorato, el moro emplea una lengua mezcla de varias que los marineros y mercaderes entendían. Esto se llama lengua pidgin o de contacto y representa un esfuerzo de interacción movido por la necesidad del intercambio comercial. Cervantes fue militar también, esto es algo que unido a su genialidad le permite verbalizar las peripecias de los soldados españoles en estas situaciones.

La historia del Cautivo dentro de El Quijote, es una digresión del relato, técnica frecuente en esta novela para matizar las aventuras de Alonso Quijano y Sancho Panza con sucesos de personajes que ingresan a la historia principal conforme avanza la narración. Este es un relato sobre la tensión que había entre moros y cristianos en época anterior a Cervantes e incluso en su propio tiempo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...