La cenicienta que no quería comer perdices

Con una singular originalidad, “La cenicienta que no quería comer perdices” es según mi opinión, uno de los mejores libros del año. En sus pocas páginas plagadas de dibujos y con textos muy breves, se el clásico cuento de hadas es visto desde la actualidad donde nada es como se ha prometido…

La cenicienta que no quería comer perdices

La cenicienta que no quería comer perdices

El libro “La cenicienta que no quería comer perdices” realizado en conjunto por  Nunila López Salamero en texto Myriam Cameros Sierra en las ilustraciones es a modo personal, uno de los libros del año sin duda. No sólo por lo que representa la obra en sí misma, sino también por la verdadera Odisea que ha llevado su edición y que nos muestra a la perfección cómo no debemos bajar los brazos jamás.

Tras la negativa de varios editores, las autoras comenzaron a enviar mails a amigos y conocidos solicitando ayuda para autoeditar la obra. En caso de no poder colaborar, se pedía que fuera reenviado por si alguien quería interesarse en ello. En poco tiempo, la obra dio la vuelta al mundo causando un verdadero revuelo internacional hasta que finalmente pudo ser editado por ellas mismas.

Conocida la historia ¿de qué va “La cenicienta que no quería comer perdices“? Es un libro para mujeres adultas, que enseña a decir “basta” a lo que se promete durante toda la vida que de por sí contradice los cuentos de hadas. Conocidos son los finales “Y vivieron felices y comieron perdices“. Aquí se plantea la ironía sobre esos cuentos “¿fueron felices de verdad?“. “¿Y si no le gustan las perdices?“.


El libro, que muchos pueden catalogar de “feminista“, toma a uno de los personajes más famosos de los cuentos de hadas, adaptándola al mundo contemporáneo y a la situación de muchas mujeres en la actualidad, cuyas vidas no transcurren como se cuenta en las historias.

La cenicienta del nuevo cuento

La cenicienta del nuevo cuento

Con imágenes y textos minimalistas pero muy bien fundamentados, “La cenicienta que no quería comer perdices” es un libro que contrario a lo que se cree, no es para niños sino para adultos, mostrando que siempre existe la posibilidad de decir basta y que ello no debe conllevar ningún temor. Por el contrario, es algo muchas veces más que necesario.

Esta obra que se lee en unos pocos minutos, merece a mí parecer integrar la lista de los mejores del año por la forma en que fue editado, por el trabajo en sí mismo que rompe los cánones establecidos para un libro que pretende ser una herramienta de ayuda siendo un símbolo de la originalidad. Por la carga que contiene cada breve frase y por la fuerza de sus dibujos. En definitiva, por todo lo que encierran sus 45 páginas.

Podéis ver los blogs de Nunila López Salamero y Myriam Cameros

Imágenes: Página de Facebook

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...