Alba reedita ‘La prima Bette’, de Balzac, un lúcido retrato de la envidia

El galo Honoré de Balzac es uno de los gigantes de la Literatura Universal, capaz de crear toda una serie de novelas entrelazadas que constituyen un titánico proyecto narrativo de casi cien obras: la ‘Comedia humana’. ‘La prima Bette’, que ahora reedita Alba Editorial, es una de las últimas y también de las más logradas.

Monumento a Balzac

Monumento a Balzac realizado por Rodin

Cuando Emile Zola se propuso crear su saga de ‘Los Rougon-Macquart’, contó con un modelo de incalculable valor dentro de la propia literatura francesa. Un novelista que desarrolló una labor titánica para retratar el mundo político social y económico de la época de Napoleón Bonaparte y de la posterior Restauración borbónica, un periodo en el que alumbraba la Revolución Industrialy las oportunidades de enriquecimiento fácil se prodigaban por doquier.

Era Honoré de Balzac (Tours, 1799-1850) y su gigantesca creación recibió el título global de ‘Comedia humana’. Marcado por una infancia infeliz y tras licenciarse en Derecho por La Sorbona, Balzac se convirtió en uno de los pocos casos de la Historia de la Literatura en que un aspirante a literato se convierte en editor antes de ganar fama como novelista.

Fue, además, un craso error, pues las deudas derivadas de esta aventura empresarial le perseguirían toda su vida. Por este tiempo, se dedicaba también a escribir novelas por encargo con el propósito de ganar dinero rápido para poder dedicarse a la literatura «mayor». Entonces comienza a vislumbrarse uno de los rasgos de la personalidad de Balzac: su titánica capacidad de trabajo gracias a la que consigue entregar textos a un ritmo endiablado y que le permite afrontar el colosal proyecto de su ‘Comedia humana’. Según una parte de la crítica, ésta no obedeció, en principio, a un proyecto premeditado: las primeras novelas, aunque interrelacionadas, no responderían a la globalidad del conjunto (‘Los Chuanes’, por ejemplo, es una novela histórica). Sin embargo, a la vista de la perfecta estructuración de la ‘Comedia humana’, esta tesis es muy discutible. En cualquier caso, parece que Balzac concibió su ingente proyecto muy pronto.

Porque las narraciones que lo componen se organizan en tres categorías, cada una de las cuales, a su vez, se subdivide en varios epígrafes: ‘Estudios de costumbres’, ‘Estudios filosóficos’ y ‘Estudios analíticos’. Así, la primera de ellas se organiza en ‘Escenas de la vida privada’, ‘Escenas de provincias’ o ‘Escenas de la vida parisina’, entre otras.

Castillo de Saché

Castillo de Saché, donde Balzac se ocultaba de sus acreedores para escribir

A este último grupo pertenece ‘La prima Bette’, un magnífico retrato de la envidia que ahora ha tenido el acierto de reeditar Alba Editorial. Cuenta la degradación de la bella y bondadosa Adeline, casada con el barón de Hulot, un libertino incapaz de controlar sus instintos sexuales. Con ellos vive acogida su prima Lisbeth Fischer, mujer poco agraciada que pertenece a la rama pobre de la familia y que, en vez de agradecimiento, ha ido acumulando un gran rencor hacia su pariente. Cuando Hortense, la hija de los barones, se casa con su amado conde Steinbock, el odio de Bette llega al límite. Ayudada por la ambiciosa Valérie Marneffe, una persona capaz de todo por dinero, tratará de hundir a los Hulot tanto humana como económicamente aprovechando la debilidad del barón por las mujeres.

Publicada por vez primera en 1846, es considerada la última gran novela de Balzac, que moriría cuatro años después. Como en casi todas las novelas de la ‘Comedia humana’, en ‘La prima Bette’ reaparecen personajes que ya habían tenido un papel en obras anteriores, uno de los rasgos más característicos del proyecto narrativo. Así sucede con Célestin Crevel, pretendiente de Adeline y al que ya conocíamos de ‘César Birotteau’, o el conde de Forzheim, a quién vimos como coronel Hulot en ‘Los Chuanes’. Fue Balzac el primero en utilizar esta técnica novelística que, posteriormente, también usarían el citado Zola o el español Benito Pérez Galdós y se trata de un rasgo que confiere gran unidad al conjunto. Con esta edición de Alba Editorial, tenemos una extraordinaria oportunidad de recuperar una de las mejores creaciones del genial novelista francés, uno de los más grandes de las Letras Universales.

Fuente: The Literature Network.

Fotos: Uriah Welcome y Sybarite 48.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...