Juan José Millás, premio Planeta 2007

Quienes escucharon o leyeron ayer algún medio de comunicación, al menos en España, comprobaron la expectativa que se estaba alzando, una vez más, en torno al Premio Planeta de Novela, el de mayor cuantía en este país – 600.000 euros nada más y nada menos—, y también el más vilipendiado por algunas malas lenguas que especulaban hasta hace bien poco con la manera en que se elegía la obra ganadora, y que criticaban cierto bajón en la calidad de las novelas galardonadas.

Juan José MillásSin embargo, según las declaraciones oficiales del jurado horas antes de la cena donde se haría público el nombre del ganador de esta LVI edición del Premio Planeta, los manuscritos presentados este año han supuesto una notable mejoría en la calidad de los textos, en los que destacó, como género mayoritario, la novela histórica.

Entre los nombres de los finalistas se mencionaban autores de la talla de Antonio Gómez Rufo, Rafael R. Costa y Antonio López Alonso, así como de Juan José Millás y Boris Izaguirre, quienes finalmente obtuvieron el primer y segundo premio, respectivamente.

El mundo

Afirmó Juan José Millás en el discurso que pronunció tras ser nombrado el ganador del premio que esta es su primera novela autobiográfica, inspirada a partir de una infancia en la que el escritor tuvo que dejar el apacible pueblo costero que lo vio nacer para ir a vivir, con su familia, a la gran urbe que por aquel entonces ya representaba la ciudad de Madrid.

En el haber literario de este autor valenciano se atesoran, entre otros, el Premio Nadal que le fue otorgado por su novela La soledad era esto (1990) y el Primavera de Novela por Dos mujeres en Praga (2002), así como el Premio de Periodismo Francisco Cerecedo, que le fue concedido el año 2005 por su original labor periodística, en la que ha destacado por las fuertes polémicas que han suscitado algunos de los temas tratados, como por la manera particular de presentarlos a la sociedad.

Y si el azar –o la casualidad, como gusten llamarlo- ha protagonizado gran parte de la obra literaria de Millás, también ha jugado un papel importante en su vida, pues de administrativo de Iberia pasó a ser colaborador en prensa gracias a su pasión por la literatura y esa suerte de curiosidad por conocer de cerca la vida de la gente de la calle, y elucubrar hipótesis y ficciones al respecto; incluso el hado quiso que ganara -gracias a una apuesta con otro escritor- el título de su libro El desorden de tu nombre, ya que no sabía cómo llamarla y su colega tan solo tenía el título, pero no la obra.

Villa Diamante

Borís Izaguirre, por su parte, explicó que la idea de presentarse al Planeta surgió de su editora, Mercedes Castro, y que hasta ayer mismo solo ellos dos, y el marido del escritor y presentador venezolano, sabían de la existencia de la novela, en la que Izaguirre abandona su habitual tono desenfadado para contar la historia de dos hermanas, una fea y otra hermosa, que se enamoran del mismo hombre; y que se desarrolla en los años veinte y cincuenta en la ciudad de Caracas.

Imagen: Sciamarella para El País

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...