Libro homenaje a Raymond Queneau

Imagina encontrar un libro en el que pudieses leer cien mil millones de poemas, todos reunidos para tu disfrute personal. Pensarás que es imposible, que debería ser un libro de dimensiones titánicas cuyo transporte no seria para nada apto en metros y desplazamientos varios. Sin embargo, nosotros te decimos que es posible. Y lo es gracias a uno de los escritores más experimentales de todos los tiempos, aquel que renovó el lenguaje literario de manera sorprendente y que, aún hoy, cuenta con muchos adeptos a sus desafíos literarios.

Libro Queneau

Portada de 'Ejercicios de Estilo' de Queneau.

Hablamos del escritor francés Raymond Queneau, pero sobre todo de una obra en la que se homenajea su savoir-faire a través de un experimento muy interesante. El libro en cuestión de compone de páginas cortadas a tiras, cada una de ellas con un verso escrito. De este modo, el lector avispado podrá crear miles de combinaciones distintas. Un mismo poema, un poema diferente. Así de sencillo y así de complicado, pero desde luego original.

El libro en cuestión se titula ‘Cien mil millones de poemas’ y ha sido lanzado por la editorial Demipage con motivo de la celebración del 50 aniversario de uno de los manuscritos más celebrados de Queneau: ‘Cent mille milliards de poèmes’, publicado en 1961. Efectivamente, este volumen contiene cien millones de poemas, todos escritos con la magistral pluma del genio galo. En el libro homenaje han participado autores de la talla de Santiago Auserón, Javier Azpeitia, Rafael Reig, Vicente Molina Foix o Julieta Valero y se compone enteramente de versos alejandrinos (14 versos por estrofa). En los hemistiquios de siete, donde coincide la rima, se colocan los versos que se pueden sustituir por otros, manteniendo la estructura del soneto pero cambiando el significado de las estrofas a nuestro libre albedrío.

¿Quién era Raymond Queneau?

Este escritor nacido en El Havre en 1903 es conocido, además de por sus libros, por ser el fundador,  en 1960, del llamado proyecto de Oulipo. Un taller de literatura potencial donde literatos como Italo Calvino, Julio Cortázar o George Perec experimentaban con nuevas construcciones para sus obras. La aspiración de Queneau era aplicar las normas aritméticas a la escritura, generando algo de estilo totalmente novedoso. Todo un desafío para el escritor de la época, y un legado de combinaciones y estructuras que serían muy valorados por las generaciones venideras. De hecho, su libro dedicado a la literatura creativa ‘Ejercicios de estilo’, es uno de los más valorados.

Por poner un ejemplo de todo esto, podemos mencionar la novela de George Perec, ‘La Disparition’, donde la letra E no aparece en todo el texto... empresa difícil donde las haya teniendo en cuenta que en su lengua original, el francés, esta vocal es la más utilizada de todas las letras. Otro ejemplo del mismo autor son ‘Les Revenentes’, donde solamente se emplea la E.

Fuente: El País

Foto: lliazd

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...