‘Nieve’, de William Faulkner

En el cuento `Nieve´ de William Faulkner, un alferez estadounidense recuerda por la lectura del periódico a una mujer que mató a su marido alemán quince años atrás, cuando esta es culpada de un segundo crimen similar. En el cuento vuelve a Suiza en tiempo en que ocurrió el primer crimen y el tuvo que averiguar con su compañero Don sobre los pormenores en un café.

William Faulkner (1897-1962) fue un escritor estadounidense cuya prosa influyó mucho en autores del boom latinoamericano como Vargas Llosa, García Márquez y Cortázar. Su estilo es muy cuidadoso y a veces de complicada lectura. Uno de estos cuentos es ‘Nieve‘, donde un alférez, padre de un niño, recuerda por una noticia del periódico que una asesina suiza ha vuelto a matar a un agente alemán en el lapso de 15 años. Ella mató primero a su esposo Brix en complicidad con Hiller y el pez gordo, quien era italiano.

El alférez no responde a su hijo sobre la lectura del periódico y recuerda como vio con un binocular malogrado de un solo lente, marca Zeiss, el entierro de Brix, desde una montaña nevada. Luego en un restaurante, en compañía de su amigo Don, ve como este interroga a un supuesto cartero que en realidad era un alcalde de Suiza, donde estaban. También el camarero aporta detalles sobre el destino de los personajes del crimen. Al parecer la mujer suiza tuvo por amantes a Hiller y al pez gordo y todo fue tramado.


El odio a los alemanes
Estamos en época de la segunda guerra mundial, y el narrador del relato está de licencia en Pearl Harbor. Este padre de familia está convencido de que el odio a los alemanes se debe a la guerra, ya que ni en Europa ni en Estados Unidos los quieren. Debido a este odio, la mujer de Brix habría combinado con Hiller y el pez gordo sabotear el piolet o pico de alpinismo de Brix, para que este se precipitara al abismo, de esta suerte su cuerpo quedo bajo nieve cerca de un año congelado.

El narrador y Don tienen dificultad para presenciar el entierro porque sus gemelos Zeiss solo tienen útil una lente, lo que causa dolor del ojo y la cabeza. Cuando lee la noticia del segundo asesinato, se entera que se trata del gobernador Nazi de Czodnia, el general Von Ploeckner, de rasgos prusianos. Esta mujer es una especie de espía al estilo de Mata Hari, pero con habilidades de asesina. Los alemanes son expertos en el terror pero son presa fácil de la seducción, en este cuento mueren en países fríos de nieve.

En este cuento Hitler no solo tiene que ser vencido sino también desmitificado, se debe tumbar toda su aura de terror y poder ilimitado. Para este fin sus oficiales de confianza deben ser embaucados, muertos por el descuido o el exceso de confianza en una bella mujer. Ganarle a Hitler es una guerra psicológica, y el comienzo de este enfrentamiento consiste en mantener un bloque internacional contra Alemania, una coalición para tener chequeado a este país, previniendo el surgimiento de un nuevo Hitler.

La nieve
El congelamiento es una suerte de suspenso, en el relato, el primer occiso, Brix es recordado luego de 15 años por una noticia del periódico donde aparece su mujer, involucrada en un nuevo crimen. Brix permanece congelado un año hasta que hallan su cuerpo, permanece olvidado de la sociedad y de su mujer, la asesina. Hay cálculo en el crimen para esperar que Brix esté en posición de caer de la montaña, a lo que se suma su piolet saboteado, este conocimiento viene al narrador en el restaurant.

La nieve por su blancura representa pureza, es una forma de hacer purgar a los nazis sus crímenes, mientras los más recalcitrantes y convencidos criminales de guerra habrían de morir por el fuego en  plena guerra o ajusticiados como los reos del juicio de Nuremberg. Estos nazis deben salir de escena para que funcione la sociedad europea sin trabas ni violaciones de derechos humanos. Esta literatura es un paliativo a la ideología del odio que subsiste en grupos neo nazis racistas difundidos en todo el mundo.

La ficción contra los nazis es una beta que aún no se acaba, esto porque los daños fueron enormes en Europa y la división política emergente al interior de los estados, separó grupos de poder de los ciudadanos comunes. El narrador que recuerda Pearl Harbor, ha sentido el impacto en su país del ataque japonés, en época en que Japón apoyaba a la Alemania de Hitler. La conciencia colectiva se configura contra el nazismo no contra los alemanes, solo que durante la guerra surgió esta ecuación.

El ambiente suizo
Suiza fue el único país neutral en la guerra mundial, gracias a sus bancos pudo hacerse necesaria como un garante y depositario de las reservas financieras de los países beligerantes. En Suiza se vive una mezcla de idiomas, en los cafés saludan ‘Gruss Gott, Messieurs‘, mezcla de un dialecto suizo y francés, la alusión a Francia sirve para representar la oposición de la cultura a la Alemania Nazi, ya que Francia lideró la más continua resistencia a las tropas de Hitler y aun a su aviación.

La neutralidad es condición esencial para la investigación y la pesquisa sobre la historia de la mujer de Brix, Brix, Hiller y el pez gordo. Sólo con la libertad de un estado neutro se pueden discutir crímenes de naturaleza política en un bar o café. Ella ha matado a dos alemanes, por el cuento ironiza sobre un tiempo remoto cuando este pueblo era distinto al momento en que los odian. En tiempo del relato todavía se teme el expansionismo alemán, se tiene recelo de los militares nazis sobrevivientes, quienes están mal vistos.

Los protagonistas son norteamericanos, Don viene de California, tierra de clima muy opuesto a la nieve suiza. Ellos tienen la conciencia de la libertad, que instala Faulkner, son testigos y agentes de un proceso de vuelta al orden, donde Estados Unidos intervino definitivamente para derrocar al nazismo. La neutralidad de los suizos está asegurada por su facilidad para los idiomas, ya que en este relato el camarero habla un inglés muy fluido y este país mantiene el francés, italiano y alemán como lenguas oficiales.

Conclusión
El narrador va a recordar como ciertas verdades permanecen ocultas fuera del escenario neutral, el sabe que la asesina no es francesa sino suiza y que el odio a los alemanes se debe a la guerra. El cuento termina cuando el narrador confiesa esta verdad a su hijo menor, como previniéndole de un presente de desconfianza cuyos efectos aún se sienten en el momento del relato.

Lectura del cuento | ‘La nieve’, en Librodot

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...